Simone Biles: la gimnasta que pudo ser abortada pero hoy es un orgullo para su nación

Compártelo con
Compártelo con
Simone Biles pudo ser abortada pero el destino quiso que sea la reina de la gimnasia

Todos conocemos la historia de Simone Biles, la gimnasta que proviene de un hogar disfuncional y que a pesar de todos los problemas pudo salir adelante y hoy es un orgullo para su nación, pero sabías que la lucha de Simone no comienza en su infancia, empieza mucho antes, desde su concepción, donde una de las más prestigiosas organizaciones de salud de Estados Unidos, no estaba de acuerdo con su nacimiento.

ESTO TE VA A INTERESAR: RÍO 2016: JINETE HOLANDESA ABANDONÓ LOS JUEGOS OLÍMPICOS PARA SALVAR LA VIDA DE SU CABALLO

Planned Parenthood es una organización muy respetable en Norteamérica, la cual promueve el respeto por el derecho de cada persona a tomar decisiones informadas e independientes sobre salud, sexo y planificación familiar. Su fundadora, Margaret Sanger declaró en su libro Mujer y la Nueva Raza: “De todas las maneras posibles, no debe haber niños cuando la madre o el padre sufre de enfermedades tales como tuberculosis, gonorrea, sífilis, cáncer, epilepsia, demencia, alcoholismo y trastornos mentales”.

Para nadie es un secreto que esta organización tiene el 79% de sus instalaciones de aborto quirúrgico cerca a los barrios afroamericanos o hispanos/latinos. Según la Coordinadora Nacional Pro Familia, el  28% de las mujeres negras en Estados Unidos se han sometido a un aborto.

TIENES QUE VER ESTO: RÍO 2016: LAS 8 DEPORTISTAS MÁS BELLAS QUE ROBAN SUSPIROS

Para completar esta información, podemos citar una entrevista de Sanger en 1957 donde declaró: “Creo que el mayor pecado en el mundo es traer hijos al mundo, que tienen la enfermedad de sus padres, que no tienen ninguna posibilidad en el mundo de ser un ser humano prácticamente… Delincuentes, presos, todo tipo de cosas con las que son marcados desde que nacen. Eso para mí es el mayor pecado que la gente puede-pueden cometer “.

Si los estándares de la fundadora se hubiesen mantenido, lo más probable es que Simone hubiese sido abortada, pero el destino tenía aguardado algo mucho mejor para ella. Sin duda la historia de esta gimnasta es admirable, es una muestra de “Pro-vida”. Además nos enseña el valor de la adopción, porque años más tarde, la madre biológica agradeció a la madre adoptiva de Simone haberla hecho de ella una mujer madura, responsable y fuerte. Como cita el Conapfam: “Cada niño es un hijo deseado, ya sea por su familia biológica o por alguien más”.

¡Estamos felices que estés con nosotros Simone! ¡Nos hiciste vibrar con cada salto y giro!