¿Te comes tu propia piel? Podrías sufrir de 'Dermatofagia'

(Por: Dora Poma)
 
Si eres de los que se come su propia piel, podrías sufrir de un trastorno psicológico llamado 'dermatofagia', así como lo lees y no es nada de broma, por ende toma nota al siguiente artículo.
 
La dermatofagia es un trastorno del control de impulsos, en el cual la persona afecta muerden compulsivamente su propia piel como en las áreas que se encuentran alrededor de las uñas de manera incontrolable.
 
 
Asimismo, los enfermos de dermatofagia también pueden morderse en el interior de los labios y mejillas, causando ampollas y problemas mayores si es una conducta que perdiste en el tiempo.
 
 
ESTAS SON LA CAUSAS DE LA DERMATOFAGIA
 
#1 Se desarrolla como una respuesta para hacerle frente a situaciones estresantes, supuestamente ayuda a las personas a relajarse.
 
#2 Las situaciones de aburrimiento, angustia o nerviosismo.
 
#3 Los pensamientos ansiosos.
 
 
¿Cuáles serían las consecuencias?
 
Si la persona mantiene esta acción por un tiempo prolongado podría sufrir un engrosamiento, es decir, el área se vuelve callosa, ocurre una despigmentación de la piel, lo cual sería perjudicial para los folículos de los vellos y quedan cicatrices.
 
Sin embargo, en algunos casos más severos pueden generarse úlceras o pérdida de la piel.
 
¿Cómo tratarla?
 
Si la situación no es tan grave se puede poner en práctica ciertas técnicas para que la persona que lo padece deje de hacerlo, como colocar pimienta alrededor de las uñas.
 
Ahora si el caso es severo se debe aplicar una terapia cognitivo conductual y/o medicación.
 

Te puede interesar

LO MÁS VISTO