¿Por qué tu celular se vuelve cada vez más lento? Esta es la explicación

En la actualidad, los celulares inteligentes son los favoritos de todos, sin embargo, también son los que más dolores de cabeza dan a sus usuarios, sobre todo cuando empiezan a ponerse lentos.

Cada vez que adquirimos un celular nuevo, en especial un smartphone, este es el sueño hecho realidad de cualquiera. Es veloz y muy eficiente. Sin embargo, cuando pasa el tiempo se convierte en una pesadilla, pues, poco a poco se vuelve más y más lento a tal punto que el simple hecho de desbloquearlo te quita valiosos minutos de espera. ¿Por qué ocurre esto?

No importa si adquiriste el celular de más alta gama o si lo cuidas mucho, después de un tiempo de uso, se vuelve lento. Y esta triste realidad tiene nombre: obsolescencia programada, que no es otra cosa más que el simple ciclo de vida que cumple todo producto.

Por ello, tras un lapso calculado por el fabricante, durante la fase de diseño, los teléfonos se tornan obsoletos, como si estuvieran destinados a morir. Y aunque esta es una de las principales razones, también existen otros motivos que sí tienen la posibilidad de ser solucionados.

Batería vieja

Es una de las causas más comunes. Si la batería es vieja, no solo va a durar menos, sino que también funcionará lento tu equipo. La solución, obviamente, es cambiarla. Pero, recuerda que debe ser por una original, autorizada por el fabricante

La falta de memoria

La falta de memoria sí afecta el rendimiento de tu celular, aunque no lo creas. Y no se trata solo del impedimento de guardar nuevos archivos, sino de cuando la memoria RAM y Flash acumulan demasiados ciclos de escritura. Obviamente, esto hace que la capacidad se vaya degradando y es la razón más común por la que un celular se vuelve lento.

También, si tu teléfono se está quedando sin espacio de almacenamiento, es muy probable que comience a ponerse lento. En este caso, la solución es fácil: borra cosas o mejor aún, reinícialo de fábrica.

Nuevo sistema operativo y apps

Tener el sistema más reciente no implica velocidad. Entre más nuevo el sistema operativo, más pesará y más requisitos necesitará, lo cual hará que tu celular se esfuerce de más, restando velocidad.

Lo mismo sucede con las actualizaciones de las aplicaciones, pues cada vez son más pesadas y exigentes. En algún momento tu celular, simplemente, ya no podrá mantenerse a la altura de la modernidad.

Aplicaciones innecesarias

Esto, de alguna manera, lo provocas tú y ni siquiera te das cuenta. Pero no te preocupes, todo tiene solución. Recuerda que mientras más apps instales, más posibilidades habrán de que alguna de estas pase a segundo plano cada que vez prendes tu celular, afectando el rendimiento de tu celular. Así que, sé más responsable y solo quédate con las apps que sabes que usarás.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO