• icon fb
  • icon twitter
  • icon instagram

Captain Tsubasa: Rise of New Champions - Un tiro con efecto [REVIEW]

El nuevo videojuego del exitoso manga/anime de fútbol ya está disponible y estas fueron nuestras impresiones tras jugarlo.

El nuevo videojuego de Supercampeones es una carta de amor para todos los fans de la exitosa serie manga/anime. | Fuente: Bandai Namco.

El nuevo videojuego de Supercampeones es una carta de amor para todos los fans de la exitosa serie manga/anime. | Fuente: Bandai Namco.

  • Redactor: Aweita
  • -
  • 03 Sep 2020 | 11:13 h

Por: Oscar D. Hurtado.

En el mundo del manga y el anime de deportes, el nombre de Captain Tsubasa es definitivamente el más conocido a nivel mundial. Llegando a nuestras TVs gracias a la señal abierta, miles de niños en la década de los noventa -entre los que me cuento- casi ni podían contener la emoción de ver a sus protagonistas batirse en duelo sobre el kilométrico campo de fútbol en el que jugaban. El mismo que servía de escenario para jugadas y tiros alucinantes que nos recordaban rápidamente que este se trataba solo de un dibujo animado.

No cabe duda que la obra más prominente de Yoichi Takahashi, creador de esta franquicia, ha sabido resonar en muchas generaciones y eso se hace patente con la cantidad de jugadores profesionales de fútbol que ha inspirado. Como es costumbre, los videojuegos comenzaron a llegar, y en esta ocasión por fin podremos gozar de una entrega en una consola de sobremesa, para nuestra región y con diálogos en nuestro idioma. Todo pinta muy bien hasta ahora ¿Acaso será este un buen juego? ¿El equipo de Tamsoft supo llevar la emoción de los partidos a este juego? Esas preguntas y más serán resueltas a continuación.

¿Quién es “Tsubasa”? Yo conozco a Oliver Atom

Una de las primeras cosas que las personas que tomen el juego por primera vez notarán es que, si bien este trae como idioma el “español latinoamericano” entre sus opciones, los personajes mantienen sus nombres originales. Esto ha sido una tendencia que comenzó a finales del 2017, con el lanzamiento del juego para móviles “Captain Tsubasa: Dream Team”. Inclusive la serie de TV más reciente de Captain Tsubasa, animada por David Production en 2018, mantiene los nombres originales en su doblaje oficial para nuestra región. Dicho sea de paso, esta se usa como base para Captain Tsubasa: Rise of New Champions.

Es así que nos debemos olvidar de “Oliver Atom” y darle la bienvenida a Ozora Tsubasa. Un niño nuevo que se muda a Shizuoka con su madre y entra al colegio Nankatsu, no al “Newpy”. Sé que esto le podría costar a algunos jugadores, pero es el mínimo de respeto al autor original el llamar a sus personajes por como debió ser desde un inicio. Con esto fuera del camino, comencemos a hablar del juego.

Volando con las alas del capitán

Captain Tsubasa: Rise of New Champions (“RoNC”, de ahora en adelante ) nos presenta un modo historia para un solo jugador dividido en dos partes: Episodio Tsubasa y Episodio Nuevo Héroe. El primero nos pondrá al mando del Nankatsu, en donde reviviremos el tercer torneo nacional entre escuelas secundarias y que marca el tricampeonato de la escuadra de nuestro protagonista. Esos seis partidos nos servirán para practicar las diferentes jugadas que serán claves para salir airosos de todos los desafíos que se avecinan. Aquí resalto lo fiel que han sido para representar lo visto en la serie animada. Esta tiene una duración promedio de 4 horas aproximadamente.

El segundo modo es en donde pasarás la mayor parte del tiempo. El Episodio Nuevo Héroe será en donde tendrás que crear a tu personaje original y luego tomar la decisión clave para su futuro: elegir un colegio al cual unirse. Por supuesto, aquí no nos fijamos en lo académico ni nada, nosotros venimos a jugar fútbol y aprender de los mejores. Es justamente sobre ese criterio que tu elección será la que defina los talentos de nuestra futura estrella del balompié de fantasía. Además, será él nuestro representante en las retas online con amigos o completos desconocidos a kilómetros de distancia. Este segundo modo tranquilamente supera las 20 horas.

Un punto que me parece genial dentro de este modo es el de tener múltiples opciones para responder a ciertas interacciones. Si bien estas no tienen la profundidad del LIPS System de Sakura Wars (SEGA), el marcado tono de las opciones que tenemos disponibles como respuesta harán que veamos diferentes desenlaces. Esto hará que queramos jugar nuevamente algunas secciones para descubrir aquellos detalles que podríamos haber perdido.

Mención aparte merece el hecho de que nuestras relaciones de amistad, con nuestros colegas, nos permitirán adquirir ciertas técnicas y habilidades que de otra forma jamás habríamos podido obtener. Este sería un equivalente -bastante- simplificado de los “Social Links” característicos de las últimas tres entregas numeradas de la serie de juegos Persona, en donde nuestros lazos de amistad nos permiten acceso a habilidades avanzadas y talentos que serán útiles en futuros partidos.

Samba en zig-zag

Hablando de los partidos, en RoNC estos se llevan a cabo en dos tiempos de 30 minutos -acelerados- cada uno. Por supuesto que también están contemplados los minutos extra y, porque ningún encuentro puede acabar en un empate, hasta una tanda de penales. Hablando de eso, son esos los escenarios en donde la presencia del árbitro se hace sentir. Y es que durante los partidos, la autoridad en la cancha no existe fuera del pitazo inicial, algún ocasional saque de meta o una rarísima posición adelantada (también conocido como “off-side”). Eso hace que el campo de fútbol sea “tierra de nadie” al ser autores y testigos de las barridas y metidas de cuerpo más sanguinarias desde Nintendo World Cup de NES.

Los controles los aprenderemos a dominar sobre la marcha y estos podrán ser repasados cuantas veces queramos. De hecho, el modo Práctica será tu mejor aliado en caso sea necesario volver a recordar cierta forma de regate o armar una jugada encadenando una serie de pases. Y es que estar de “amarra-bola” es severamente castigado sobre todo en partidos con jugadores más experimentados, sean estos simulados por la CPU o en los juegos en línea. Pasar la pelota en el momento justo para luego evadir a tu oponente de turno al último segundo es recompensado en la forma de un incremento del contenido de tu “V-Gauge”.

La V-Gauge es una barra que se llena al hacer jugadas exitosas, así que mientras más hagas mejor. Al estar al máximo, bastará con presionar L2 para activar lo que RoNC denomina como la  “V-Zone”. Este es un período de tiempo en donde el ímpetu de tus jugadores durará más y se recargará más rápido. Por experiencia recomiendo activar la V-Zone al atacar, ya que esta hará que tus jugadores no sean alcanzados por sus rivales fácilmente. Sin embargo, esta también tiene efectos al momento de defender e inclusive elevar a categoría de héroe a nuestro arquero que se encargará del tiro especial hecho por el jugador estrella de la escuadra contraria.

Teniendo en cuenta que RoNC no pretende ser un simulador de fútbol, algunos detalles propios de los ofrecimientos de EA o Konami no estarán presentes aquí. La física precisa que determina cuales pases conectarán o si es que tu reacción al momento de evadir al otro jugador resulta en una jugada espectacular, todo eso está en función de la posición de tus jugadores y la energía personal que estos posean. Después de todo, este es el último juego de fútbol al que se podría pedir realismo.

El balón es amigo de todos

RoNC cuenta con un modo multiplayer local y también online en los modos 1 contra 1 y 2 contra 2. Sin embargo, en donde se centra su factor competitivo es en el modo “Partido Divisional”. Este basa su dinámica en un sistema de temporadas en donde todos los usuarios comenzaremos como principiantes e iremos escalando en las ligas que se encuentran presentes.

Aquí podrás gestionar a los jugadores para que la suma de sus habilidades no exceda cierto límite dentro del nivel en el que te toca competir. De esa forma el juego se balancea y no te tocará enfrentarte con un equipo de jugadores implacables que barrerán contigo el campo de juego. Mi recomendación es la de primero acabar los modos historia para luego avanzar en las ligas del Partido Divisional. La experiencia reunida en los modos de un solo jugador serán los cimientos para erigir tu estrategia.

En conclusión

Captain Tsubasa: Rise of New Champions es un juego hecho y orientado al disfrute de los fans de Captain Tsubasa. Recuerdo esperar con ansias este título desde que se anunció a principios de este año y ahora que he podido experimentarlo definitivamente entra a mi lista de recomendados. Sobre todo teniendo en cuenta que se trata de un juego de acción en tiempo real y no de un juego RPG por turnos que podría ahuyentar a los más impacientes.

Siendo una persona que no se considera un fanático del fútbol, este juego me ha hecho celebrar cada gol y cada victoria de mi equipo como si de ello dependiera mi siguiente cheque de Director Técnico. El equipo de Tamsoft supo, a nivel de gameplay, llevar a nuestras consolas la emoción que se sentía en cada episodio del anime de forma fiel. Si dices ser fan de Captain Tsubasa o los “Súper Campeones”, es casi una obligación tener este título en tu colección.

PUNTAJE: 8/10

Pros:

  • Dos modos para un solo jugador con opciones de rejugabilidad
  • Un correcto modelado de personajes, muy fiel a su contraparte impresa.
  • Buen modo de práctica en donde puedes repasar diversas técnicas básicas y avanzadas.

Contras:

  • La traducción a español latino toma en algunas partes la traducción en inglés literalmente. Esto resalta al momento de ver clips de la historia y se traduce “Play” como “Jugar”, cuando dentro del contexto debería decir “Reproducir”.
  • Personajes de fondo corriendo sin motivo durante la celebración de gol rompen la inmersión.
  • Las partes de diálogo entre partido y partido pueden resultar muy largas y tediosas para algunas personas.

Nota: Este review fue realizado con una copia digital para prensa otorgada por Bandai Namco Entertainment Latinoamérica para PlayStation 4.