Conoce el caso real en el que se basó la película “El Exorcista”

"El exorcista", estrenada en la década de los 70 sigue siendo una de las películas más aclamadas del cine de terror. Conoce la verdadera historia en la que se inspiró la famosa cinta.

Sin duda, uno de los primeros nombres que se te vienen a la mente cuando te mencionan películas de terror es “El exorcista”, y no es para menos. Esta cinta es una de las más galardonadas del cine de terror de los 70, y, pese a que han pasado muchos años ya del estreno del aclamado film, aún sigue siendo uno de los preferidos de los amantes del terror.

La película, que fue estrenada en 1973, se basó en la famosa novela del mismo nombre, escrita por  Willian Peter Blatty, quien  llegó a vender más de 13 millones de copias de su libro en Estados Unidos y se consagró como uno de los best sellers del diario New York Times.

El estreno de “El exorcista” causó tanto impacto entre el público espectador, que más tarde se reveló la verdadera historia en la que se basó la terrorífica cinta.

El relato de la cinta se inspiró en el caso de un joven de 14 años que, de nombre Robbie, que, según informó el Washington Post en agosto de 1949, había sido sometido a un proceso de exorcismo a cargo del religioso Bill Brinkley.

El caso se había mantenido oculto hasta agosto de ese año, en que el conocido medio realizó la publicación contando los detalles del procedimiento de exorcismo que se le realizó al menor.

El artículo entregó detalles del procedimiento y, según la publicación, el religioso Bill Brinkley estuvo a cargo de

Según se reveló, el adolescente comenzó a mostrar comportamientos extraños que se relacionarían con la posesión diabólica.

El joven fue llevado al hospital universitario de Georgetown y a otro en Saint Louis, ambas instituciones jesuitas, pero ambos hospitales afirmaron que no eran capaces de curarlo por medios naturales.

Según revelaron los medios años más tarde, el religioso Bill Brinkley  estuvo más de dos meses junto al afectado, para acompañarlo durante sus visitas médicas y determinar cuál sería el mejor momento para iniciar nuevas sesiones del rito.

La historia de Robbie comenzó cuando escuchó unos ruidos en el sótano de su casa. Buscó por toda la casa y comenzó a ver cosas extrañas: una representación de Jesús en el cuarto de la abuela se torció y se empezó a mover como si alguien golpeara la pared desde atrás. “Once días después de aquel extraño suceso, falleció una tía muy querida por Robbie que era aficionada al juego de la ouija. El propio niño también lo era”, explica un reportaje.

Después de esta vivencia comenzaron los fenómenos paranormales en la familia del adolescente. “El colchón de la cama de Robbie se movía de forma violenta en plena noche, los golpes desde el sótano eran constantes, un olor a excremento inundaba todo y objetos ordinarios -como un jarrón- se suspendían en el aire”.

Según explica ABC, un día “apareció la palabra salida en su cuerpo y al día siguiente, con la misma velocidad con la que habían surgido, terminaron los sucesos paranormales y el niño volvió a su estado normal”. Su historia continúa siendo un enigma y aún nadie ha podido explicarse ese comportamiento.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO