Australianos ‘regresaron en el tiempo’ por medio de un error en fiesta de fin de año [FOTOS]

Fuegos artificiales y una pantalla gigante anunciaron la llegada del Año Nuevo en Australia, pero hubo un detalle que provocó la confusión de los asistentes. Había realizado un "viaje en el tiempo".

El Año Nuevo llegó a Australia. Miles de personas estaban reunidas en la bahía de Sídney, reconocida por la casa de la Ópera y el puente. La mayor fiesta del país se celebra a las orillas donde tiene lugar uno de los espectáculos de fuegos artificiales más impresionantes del mundo.

Una pantalla gigante fue colocada en el puente de la bahía de Sídney, pero los organizadores del evento cometieron un gran error que muchas personas compararon con un “viaje en el tiempo”.

“Oh no, es 2018 de nuevo”, fue el titular del diario local ‘Sydney Morning Herald’. Un error ortográfico anunció la llegada del 2018 otra vez. Se estima que un millón de personas se encontraban en la bahía y que al menos mil millones de personas en todo el mundo veían la transmisión en vivo.

Sin embargo, solo pocos se dieron cuenta del error y de inmediato compartieron en redes sociales la imagen de la pantalla. El show de fuegos artificiales estaba compuesto por 8.5 toneladas de pirotécnicos lo que tiene un costo de 5.78 millones de dólares.

Australia Año Nuevo

La productora ejecutiva de la celebración de Año Nuevo, Anna McInerney, comentó al diario ‘Sydney Morning Herald’ que el equipo no está satisfecho con el error, pero pudieron reírse y seguir adelante. “Toma 15 meses organizar un evento de este tamaño y magnitud. Fue un error, pero podemos clarificar que es 2019”, afirmó al medio australiano. “Enfoquémonos en las grandes cosas de anoche. No hubo ningún incidente pese a los rayos”, agregó McInerney.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO