“Dios quiere que lo tenga”: pastor pide 54 millones de dólares a fieles para comprar un jet

Un reconocido pastor estadounidense reveló que necesita un jet privado para seguir cumpliendo con su labor, y para ello buscará conseguir cerca de 54 millones de dólares a través de las donaciones de los feligreses.

El pastor estadounidense Jesse Duplantis ha generado polémica luego de revelar que planea conseguir cerca de 54 millones de dólares a través de las donaciones de sus feligreses para adquirir un jet privado y seguir cumpliendo con su “labor”.

“Dios quiere que lo tenga”, afirmó el reconocido pastor a un camarógrafo mientras grababa su programa semanal. Pero lo que más llama la atención es que este no sería el primer jet privado de Duplantis, sino el cuarto.

“He tenido tres jets en mi vida, y los he usado con gusto hasta que no pude más para hacer el trabajo del señor”, afirmó el pastor en su show televisivo semanal, intentando buscar fondos a través de donaciones.

Según afirma el pastor, el jet es necesario para su trabajo, y es una forma de seguir expandiendo “el evangelio de la prosperidad”, un tipo de cristianismo que indica que “la forma de garantizar el éxito en vida y un buen lugar en el cielo depende de cuánto dinero regale uno al prójimo”.

Asimismo, señaló que si Jesús estuviera vivo, haría lo mismo que él para expandir su evangelio por el mundo. “En serio creo que si Jesús estuviera físicamente en la tierra con nosotros hoy, él no estaría andando en un burro como en los tiempos bíblicos. Piénsenlo un segundo. Estaría en un avión, volando a todo el mundo y exponiendo su evangelio a todos”, afirmó.

Pero Jesse Duplantis no es el único que ha buscado donaciones para adquirir algo propio. Otros pastores, que predican el mismo evangelio, también lo han hecho. Kenneth Copeland y Creflo Dollar, por ejemplo, han comprado jets privados argumentando al igual que Duplantis que estos son necesarios para su trabajo como “hombres del señor”.

Como era de esperar, el pastor estadounidense ha recibido una lluvia de críticas por parte de religiosos, fieles y no creyentes, luego de sus declaraciones.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO