Matemático halla el truco para ganar en la lotería y lo comparte; sacó premio mayor 14 veces

Un matemático se hizo millonario 14 veces tras encontrar la 'fórmula' para ganar en la lotería. Ahora, reveló su secreto, aunque muy pocos se animarían a seguir sus pasos.

"Tienes cuatro veces más probabilidades de que te caiga un rayo a que te toque la lotería", dice una frase muy conocida por todos los amantes de los juegos de azar. Sin embargo, esta regla parece no cumplirse para Stefan Mandel, un economista rumano-australiano, que se hizo 14 veces con el premio mayor, informó el portal The Hustle.

Las dos primeras victorias de Mandel fueron en Rumanía, su país de nacimiento, donde intentaba ganar suficiente dinero para sacar a su familia del país, por aquel entonces comunista. Su salario era en aquellos momentos de 88 dólares al mes.

Luego, se mudó a Israel, antes de establecerse en Australia, donde ganó la lotería en 12 ocasiones. ¿Cómo lo hizo? Pues, el también matemático logró 'hackear' el sistema de estos juegos, pero su ambición le hizo desear más: hacerse con los del estado de Virginia, Estados Unidos.

Pero sus 'acrobacias' terminaron por llevarlo a una prisión en Israel, durante 20 meses. En la actualidad, tiene una vida tranquila en Vanuatu, un archipiélago en el océano Pacífico Sur, conocido por sus volcanes y sus infinitas cascadas de agua.

Resultado de imagen para loteria

Si bien el esquema de Mandel era legal en su momento, las actuales leyes de Estados Unidos y Australia hacen que ahora sea imposible de repetir en la actualidad. Ya no es posible comprar billetes de lotería al por mayor para imprimirlos en casa, una cuestión clave del método de Mandel para hacerse rico. 

¿Y en qué consistía exactamente el truco de Mendel? Veamos a continuación.

Primero, Mandel calculaba el número total de combinaciones posibles. Por ejemplo, para una lotería en la que debes escoger seis números al azar del 1 al 40, eso significa 3.838.380 combinaciones posibles.

Luego, investigaba cuáles eran las loterías en las que el primer premio es tres veces superior al número de combinaciones posibles. Lo siguiente era conseguir suficiente dinero en efectivo para apostar por cada combinación.

Así, el economista imprimía los boletos de cada combinación y los entregaba a los distribuidores de lotería autorizados. Al final, solo tenía que retirar el dinero de los premios que ganaba.

Desde luego este 'truco' está ahora prohibido y quien lo intente pasará sus mejores años en prisión, tal vez, por eso ya no lo practica Mandel.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO