La historia del buey de casi 2 metros y más de 1000 kilos que se salvo de ser sacrificado [FOTO]

Knickers es el nombre del buey de casi dos metros que ha sorprendido a miles de pobladores en Australia por su descomunal tamaño.

Knickers”, un enorme buey que vive en una granja, en la ciudad australiana de Perth, ha sorprendido al mundo por su descomunal tamaño, motivo por el que se salvó de ser sacrificado.

Según informó BBC, el enorme buey de pintas blancas y negras ha sido considerado como el bovino más grande Australia, pues tiene siete años, mide 1,94 metros y pesa pesa 1.400 kilos. Incluso, supera en tamaño casi en el doble a las vacas con las que vive.

La historia de este descomunal animal sorprendió a miles de pobladores de Australia, luego de conocerse que su propietario Geoff Pearson intentó subastarlo en el mercado local, pero los procesadores de carne le dijeron que no tenían los medios para manejar un animal de ese tamaño.

Ahora, Knickers continuará pastando hasta el final de su vida como cualquier animal silvestre en una granja ubicada a unos 136 kilómetros de la ciudad de Perth, informó BBC.

“Knickers vive. Siempre fue más grande que todos los demás, por esa razón se paraba frente al ganado, con la idea de guiarlo. Pero llegó el momento en que no paró de crecer y ahí fue donde nos dimos cuenta de que no lo podíamos vender”, dijo Pearson, quien, pese a enorme tamaño del animal, nunca imaginó que llegue a esas increíbles proporciones.

Hace un mes, Perth subastó al animal para que los mataderos lo adquirieran, pero estos se negaron ya que consideraron que por su excesivo peso y tamaño era imposible llevarlo a una procesadora.

A pesar del tamaño de Knickers, éste no es el bovino vivo más grande del mundo. Según indica el Libro de Récord Guinness, este título le corresponde a un toro llamado Bellino, que mide 2,02 metros y vive en Italia.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO