Porqué no deberías preocuparte si tu pareja tiene VIH

Estar infectado con VIH no tiene porqué ser un impedimento para tu vida amorosa. Una pareja cuenta su historia para develar la verdad tras los mitos.

Se dice de todo sobre el VIH, en las escuelas se aborda el tema sobre el contagio y el Estado suele informar sobre prácticas de prevención. Sin embargo, no se ha tocado el asunto sobre las parejas en las cuales solo una persona está infectada.

La Organización Mundial de la Salud define al virus de la inmunodeficiencia adquirida humana como aquella que infecta a las células del sistema inmunitario y que altera o anula su función. Es distinto al SIDA, el cual es un estado más avanzado del VIH y está definido por la presencia de alguna de las más de 20 infecciones oportunistas o de cáncer.

Max y Alex

Ya no representa una amenaza a la vida, como lo fue en la década de los ochenta cuando se llevó la vida de miles de personas y de famosos artistas. Se trata de una condición crónica tratable con antirretrovirales.

Max es seropositivo y Alex no. Se conocieron en el 2016 y desde entonces han demostrado que tener VIH no tiene porque separar a dos personas que se aman. Max conoció a su novio poco después de ser diagnosticado con el virus y le demostró que no todas las personas son prejuiciosas respecto al tema. “No recuerdo en qué momento dejamos de usar preservativos”, comentó el chico de 26 años. El año pasado fueron parte de un estudio el cual demostró que no hay que temer a infectarse, siempre y cuando se siga el tratamiento al pie de la letra.

Max y Alex

“Los medicamentos funcionan reduciendo la cantidad de virus en la sangre a niveles indetectables. Esto significa que los niveles de VIH son tan bajos que el virus no puede ser traspasado a través del sexo. Tomar mis medicamentos ha sido fácil, solo una pastilla al día con la cena. Compara eso con mi diabetes tipo 1 la cual requiere de cuatro o cinco inyecciones diarias”, contó Max en una entrevista para la BBC.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO