Orangutana que era prostituida en un burdel se reencontró con su dueña y chilló de terror [FOTOS]

La orangutana había sido distanciada de su madre cuando recién nació y su dueña la encadenó a una pared, maquillada y perfumada, para que los clientes abusaran de ella.

Pony tenía unos siete u ocho años cuando fue rescatada de un burdel de la Isla de Borneo, Islandia, donde era violada a diario. Por el precio de dos dólares y medio, los clientes abusaban sexualmente de la oraguntana quien fue separada de los brazos de su madre cuando era tan solo una bebé.

La historia del animal es tan inusual como la de su rescate. El pueblo amaba a Pony porque era una fuente de ingresos al lugar que era visitado por campesinos de las producciones de aceite de palma colindantes. Los aldeanos recibieron a los proteccionistas con armas de fuego.

Pony oragután

Prostíbulo

Michelle Desilets, directora de Borneo Orangutan Survival Foundation UK contó en una entrevista al portal Mirror cómo fue la liberación del animal y los sucesos posteriores. En 2003, Pony fue rescatada del burdel donde era ultrajada y se necesitó de la ayuda de 35 militares pues los aldeanos no iban a dejar que el animal se vaya tan fácilmente.

Se hizo un trato con la dueña de la orangutana para que ella tenga derecho a visitar una vez al mes a su mascota, pero cuando la madame fue al refugio por primera vez y se encontró con Pony, el animal comenzó a chillar y a defecarse del miedo. Desilets tomó la tajante decisión de prohibir la entrada de la mujer al lugar.

OrangutánOrangután

Pony era rasurada cada dos días, lo que le producía heridas en su piel. Era perfumada y maquillada, adornada con accesorios y collares su dueña le enseñaba a realizar actos sexuales que sus clientes le pedían. No podrá volver a la naturaleza y se quedará en el refugio por el resto de su vida. A pesar del sufrimiento vivido, su actitud con las personas es buena, aunque se niega a copular con otros animales de su especie.

Proteccionista

Te puede interesar

LO MÁS VISTO