Madre llevó cuatro veces a su hija al hospital, le dijeron que no era nada grave y falleció

Una niña, tras acudir en tres ocasiones al hospital y diagnosticarle solo “sinovitis viral”, fue una cuarta vez y falleció. Su madre acusa el centro médico por una mala praxis

A diario millones de personas en todo el mundo acuden a los hospitales por diversos motivos que los aquejan, sin embargo, no en todos se recibe la mejor atención ni se diagnostica de la manera correcta. Este es el caso de una niña que falleció tras ser llevada cuatro veces al hospital porque le dijeron que no tenía nada grave.

Luna Desiree, una niña de apenas 5 años, murió el domingo pasado. Su madre, Milena López, aseguró que esto ocurrió por una mala praxis del centro médico al que acudió. La mujer llevó a su hija al Hospital Municipal San José en la ciudad de Capilla del Señor, Argentina, por una intensa fiebre en tres ocasiones y en todas ellas solo le recomendaron tomar ibuprofeno y hacer reposo.

Hospital

Según informó el diario Clarin, del mismo país, los primeros síntomas de la menor ocurrieron el pasado viernes, sentía dolor en las piernas y tenía fiebre. Por este motivo, su madre decidió llevarla de emergencia al hospital. Al llegar y revisarla, el médico de turno le diagnosticó “sinovitis viral”. Tras hacerse una radiografía y pasar por el traumatólogo, solo le indicaron que tome ibuprofeno para calmar el dolor y un reposo absoluto.

Sin embargo, nada mejoró y la fiebre de la niña incrementó, por lo que acudieron nuevamente al centro de salud. Le hicieron pruebas de orina y sangre, no le detectaron nada y les dijeron que todo era normal y no era nada grave.

Nuevamente la salud de Luna empeoró y acudieron una tercera vez al hospital. La mujer pidió que internaran a su hija porque no mejoraba. El médico de turno le colocó un suero con un calmante y en ese momento observó que su pierna se tornaba morada, por lo que le advirtió a que si vomitaba la llevaran nuevamente.

Milena, al ver a su hija aún peor, la llevó una cuarta vez. En este caso los médicos notaron que todas sus extremidades estaban frías y le costaba respirar. Por este motivo se llevaron a la niña para intentar estabilizarla, pero poco después le informaron a su madre que había fallecido.

Según una declaración de Juan Pablo Fernández, abogado de la madre de la víctima, para el diario Clarín “Fue una mala praxis. Le habían diagnosticado sinovitis viral y era bacteriana”.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO