Guardia real británico empuja a una turista por interponerse en su camino [VIDEO]

Un guardia real británico empujó a una turista que pasó el cordón de seguridad del Castillo de Windsor, en Inglaterra, y se interpuso en su camino para tomarse una foto. El video del incidente se ha viralizado en las redes.

Una de las características o peculiaridades de los famosos ‘Foot Guards’, mejor conocidos como ‘Guardias británicos’ es que nada ni nadie puede interrumpir o distraer la seriedad y la concentración de su trabajo. Tanto así que su silencio, su impecable apariencia, su inmovilidad o sus movimientos rígidos al caminar llaman la atención de varias personas, incluidos turistas. Pero, ¿qué pasa si alguien perturba su trabajo?

La respuesta se puede obtener de un reciente video que se ha viralizado en las redes durante las últimas horas, y que muestra el momento en que un guardia real del castillo de Windsor (Reino Unido) -una de las residencias predilectas de la reina Isabel II- empuja por la espalda a una turista que había cruzado el cordón de seguridad del castillo y se había interpuesto en su camino para tomarse una foto.

Como se ve en las imágenes, el soldado real británico, vestido con el característico uniforme rojo y sombrero alto de piel de oso, conocido como 'morrión', comienza su marcha a lo largo del área acordonada, mientras varios turistas lo observan desde el otro lado de la cuerda. Sin embargo, una mujer vestida de amarillo se salta el cordón y se coloca en el camino del soldado -que seguía su marcha- con la finalidad de sacarse una foto.

Lo que no esperó la turista es que el guardia seguiría con su marcha, mientras ella permanecía de espaldas posando para la foto, y la aparatara de su camino de un empujón, como se ve en las imágenes. Tras el percance, la mujer se echa a un lado y el soldado prosigue con su paseo con una metralleta al hombro, como si nada hubiera pasado.

La escena fue grabada por algunos de los asistentes y ya tiene más de 500,000 reproducciones en Youtube.

Te puede interesar

LO MÁS VISTO